lunes, 14 de agosto de 2017

Exaltado por mi recuerdo


Exaltado por mi recuerdo
porque él tiene sus propias palabras
y su propia escritura
y no hay quien le pare
cuando se pone a hablar
y a escribir.
Tiene el vicio de cortar la realidad
con las tijeras del tiempo
de hacerla crecer sin miedo
de convertirla en hermosura.
Yo, testigo inútil,
me acuerdo de todo
pero mi recuerdo todo lo transfigura
y lo alumbra con una nueva luz hermosa
y le pone color y nuevo sentido
hasta que es suficientemente bello
aunque ya no sea verdadero ni falso.

Pasa el tiempo
y mi recuerdo todo lo exalta,
lo originaliza
y lo mezcla de belleza
sin posible explicación.

domingo, 13 de agosto de 2017

Estoy aquí


Estoy aquí
y sé que tú estás también aquí
mujer, placer mío,
ofreciéndote mis desvelos
cuidándote con mis cinco sentidos
regalándote.
¡Qué bello es sentir tu presencia!
¡Qué lujo!

Estoy aquí,
mi luz,
parado para ti
para arrullarte cuando estés dormida
y besarte sin cesar
con mi boca de amante
para acariciarte
para compartir cada día contigo
construyendo nuestra costumbre
sobre todas las cosas.

Estoy aquí,
mujer,
orgulloso de mi suerte
porque sé que tú estás también aquí.

sábado, 12 de agosto de 2017

La dicha está al alcance de la mano


La dicha está al alcance de la mano
tú pon el propósito
déjalo nutrirse
y verás cómo te crece por dentro la ilusión.
Todo es cuestión de conocerte y aceptarte
tal como eres
cualquiera que sea tu naturaleza.
Estás invitado al viaje de la libertad
a perder la razón
a revolcarte en la imaginación
a vivir feliz y orgulloso
de estar vivo
de haber nacido lloviendo
y sentirte mojado, calado
embarrado.
Todo tiene su encanto
y cada día llega con un aire nuevo
con una nueva experiencia,
las hay por todas partes.
¿A qué esperas para vivirla?

Inocentes


Yo soy inocente.
Tú eres inocente.
Tú y yo somos inocentes.
Nuestro amor es inocente.

Confío en que no perdamos la inocencia
en este mundo de locos.

viernes, 11 de agosto de 2017

Me conozco


Me conozco.
Me sé a mí mismo de memoria.
Podría conversar con cualquiera
y saber lo que voy a decir
y eso que no soy adivino.
Con mis defectos
podría hacer una tesis.
No puedo librarme de la verborrea
que sale de mi boca
como lluvia torrencial.
No puedo más conmigo mismo.
Es que no enmudezco nunca.
Por no hablar de mi apetito.
Soy pura gula.
Todo lo devoro
y cuando estoy lleno
siento el vómito de la conversación
que me estalla por dentro.

Pero yo no me convenzo más.
Ya estoy harto.
Aquí me dejo.
Me parto de mí mismo.
¡Pesado!
Seguro que me persigo
hasta la muerte.
Y encima, me querré enterrar conmigo.
Mira que me conozco.

jueves, 10 de agosto de 2017

La mariposa del caos creador


La mariposa del caos creador
revolotea liviana
buscando el aroma de la poesía.
Vuela libre por mi imaginación
yendo y viniendo de un sentido a otro.
Por el cielo de la improvisación
escribo versos detrás de ella.

La mariposa del caos creador
al llegar aquí se posa
y permanece inmóvil
en la flor de la fascinación.

La madre que me parió


La madre que me parió
que me dio la luz de la vida
la identidad de este cuerpo de su cuerpo
ha lamentado durante años sus infortunios.
Qué impiedad de mi corazón,
mujer difícil,
que has vivido tres partos y un aborto
por el viejo ejercicio del amor maternal.
Madre imperfecta, pero única en el fondo,
ábreme tus brazos y recíbeme
que llego con gemido de amor
rotos ya mis viejos esquemas
y rota ya la distancia
que un día hubo entre nosotros.

miércoles, 9 de agosto de 2017

Preocupado por la situación política


Preocupado por la situación política
y harto
pero harto, harto, harto
de tanta farsa y tanto sinvergüenza.

Saqueen las arcas públicas
roben todo cuando puedan
gasten un dineral
yendo y viniendo por ahí
y ríanse de la poca fe que nos queda.
No pasa nada.
Por cada corrupto que sale
hay otro que entra.

Así vamos
y no sé cuándo vamos a aprender.

martes, 8 de agosto de 2017

La seducción


La seducción anda desnuda.
Va por ahí en loor de la transgresión
exagerando los muslos
riéndose de las precauciones impuestas
con su encantamiento animal
jugando a desparramar los sentidos
de los castos con su fascinación.

La seducción no tiene prisa.
Insiste desafiante, convincente
hablándote con la gracia de su cuerpo
levísima, voluptuosa, cautivadora.

La seducción no se cansa.
Aguarda tu rendición
aceitosa, deseosa, laberíntica
con el pelo suelto
sonriéndote
y haciéndote guiños.


lunes, 7 de agosto de 2017

A saber dónde tengo la cabeza


A saber dónde tengo la cabeza
dónde habrán ido a parar mis pies
con todos sus dedos,
mira que son andariegos.
Se me ha ido la mano también
espero que no se la quede nadie.
Mi corazón anda por ahí con cualquiera,
en cualquier local,
vete tú a saber.
Siento su hueco entre las costillas
que no he contado
porque seguro que me falta alguna.
El sexo como si no existiera
¡maldito libertino!
lo que le espera cuando vuelva.
El pelo hace tiempo que no lo veo.
Ese ya no regresa.

La tierra tiene la costumbre de la rotación


La tierra tiene la costumbre de la rotación
y yo tengo la costumbre del gozo.
Desde la punta del pie
hasta lo alto del cráneo
todo mi cuerpo está deseoso de placer.
No sé si merezco la lluvia,
pero llueve
y mordisquea mi piel hasta el frenesí.
Soy voluptuoso
en todos los sentidos
exactamente como un río
que lame la tierra.
En la ligereza del gozo vivo,
a esto he venido al mundo
a usar este cuerpo
con la dignidad de lo gozoso
a poner amor en la cópula
gozando sobre la hermosura de otros cuerpos
como las olas gozan
en la orilla del mar.

viernes, 4 de agosto de 2017

Mi padre, que murió de estrellas en la sangre


Mi padre, que murió de estrellas en la sangre
se me aparece como para comprobar
si la vida está siendo benévola conmigo
y yo habló con él aunque esté muerto
y le vea un poco borroso.
Le hablo de mi madre, su mujer,
que ya tiene 82 años
y no le sorprende que siga siendo ella misma.
En cuanto a mí, que ya voy teniendo casi 53
(qué otra cosa queda que envejecer),
me va bien, le digo, no me quejo
mi vida es como tiene que ser,
tampoco espero nada del otro mundo.
En eso te doy la razón, me responde,
no tiene tanta gracia vivir eternamente
y ver cómo se mueren los vivos.
Toco madera, en realidad yo adoro la vida
y confío en que me queden muchos años.

Mi padre se me queda mirando un buen rato
hasta que finalmente me estrecha entre sus brazos
me da un beso y yo echo de menos
que me clave su barba mal afeitada.
Y antes de que se vaya, le digo:
gracias, viejo, por el ejemplo.
Ah, y se me olvidaba,
que te he vuelto a hacer abuelo.

miércoles, 2 de agosto de 2017

La fe me hace escribir poemas


La fe me hace escribir poemas.
Me levanta la mano
que sostiene el lápiz
y me impulsa a escribir.
A veces yo estoy cansado
pero siento la fe
claramente ansiosa y obstinada
poniendo su mano en la mía.
Aunque no quiera escribir
la fe se impone.
Me dice que soy un poeta
y sabe que en el fondo disfruto.
Por eso me coge del brazo
y juntos nos deslizamos
por la hoja de papel.

De pronto me encontré con un ser


De pronto me encontré con un ser
completamente diferente junto a mí.
¡Asombroso!
Era un día normal de verano.
Levanté la mirada
y sorprendentemente
ya no era la misma.
En apariencia
no había cambiado nada
pero por muy raro que parezca
era un ser enteramente diferente.
Yo le pregunté:
cariño, ¿eres tú?
Sí, soy yo, respondió.
Pero era una total desconocida.
¡Cómo no voy yo a conocer a mi mujer!
Sólo espero que vuelva.

martes, 1 de agosto de 2017

La calma


La calma,
ese lugar dentro de mí
que me hace olvidar
las preocupaciones
los deseos
las expectativas
que me hace soltarlo todo
respirar
llenarme de aire
y vaciarme de nuevo
una y otra vez
escuchar
la música de mi cuerpo
apagar los pensamientos.

Solo soy un ser humano
que en mitad de la noche
se relaja
para volver a dormir
como un niño obediente.

lunes, 31 de julio de 2017

Después


Después de haber viajado lejos
conocido otros mundos hermosos
otros mares
otras ciudades
otros seres humanos
que hablan otros idiomas,
esta mañana
siento la alegría de despertar
y estar de nuevo en casa
como por arte de magia.

viernes, 23 de diciembre de 2016

Las cosas importantes


La familia es importante,
saber de dónde procedes,
ayudar a los amigos,
no traicionarlos,
abrazar firmemente,
escuchar con toda el alma,
creer en lo insólito
aunque no lo contemplen tus ojos,
aceptarte tal como eres,
mantener la calma en tu interior
cuando surjan problemas,
luchar y resistir con coraje
es importante
pero también saber ceder
y extender la mano,
agradecer,
contribuir a construir
el hermoso sueño
de una sociedad justa,
compartir lo que otros desean,
buscar la verdad,
reconocer el error
y disculparte si hiciste daño,
no derrumbarte
aunque te tambalees
y volver a empezar
enriquecido por la experiencia.

Todo esto es importante, hijo mío,
pero lo principal
es que seas bueno,
que tengas un gran corazón
para entender
y contemplar el mundo
con compasión.
Con fe en ti
y con todo mi amor
te doy mi bendición.

sábado, 19 de noviembre de 2016

Transformación


El bebé se ha transformado.
Ya no solo observa
con la mirada fija
los misterios de la vida cotidiana.
Se ha hecho tan grande
que necesita jugar
y reírse a carcajadas,
parlotea sin saber lo que dice
y mueve las piernas
como si estuviera preparándose para andar.
Calcula la distancia
cada vez mejor
y agarra firmemente con las manos
lo que le interesa.

El bebé se ha transformado.
Como tiene que ser.
Y me hace tan feliz
verlo crecer
y descifrar los enigmas de la vida.

jueves, 10 de noviembre de 2016

Paseo por el bosque de castaños


Hemos salido a pasear
por el bosque de castaños.
Es otoño y hace un poco de frío.
Aprieto el cuerpo tierno del bebé
envuelto en su abrigo
contra mi pecho.
El bebé arquea la espalda
y mira hacia arriba.
Está deslumbrado por los árboles
que ascienden verticales.
Desde arriba,
con suave deslizamiento,
caen algunas hojas
como si fuesen palabras,
como si los árboles
nos quisiesen decir algo.
Las hojas se amontonan en la tierra.
Nosotros las pisamos
y suenan cantarinas.
Mientras paseamos por el sendero
del bosque de castaños
el bebé se duerme.

domingo, 6 de noviembre de 2016

Baño


Cuando el bebé y yo
nos bañamos juntos
permanecemos largo rato
metidos en el agua.
Apoyo su espalda y su cabeza
entre mis piernas
y sus ojos brillan
cuando el agua caliente le envuelve.
Desnudos,
permanecemos bajo el agua
hasta que la piel de nuestros dedos
se arruga.
Entre nosotros hay confianza
para estar así únicamente
metidos en el agua
desbordante de dulzura,
cara a cara,
padre e hijo,
mientras se humedece nuestra felicidad.

sábado, 8 de octubre de 2016

Presencia


Presencia,
protégeme de la dispersión,
déjame descansar en ti,
desciende tu mano sobre mi cabeza.
Me gustaría vivir sosegadamente
arrancarme el afán
de asombro y emoción,
las ganas de fisgar en todas las posibilidades,
dejar de estar ocupado
todo el tiempo,
dejar de distraerme
con todo lo que ha pasado
y va a pasar.

Presencia,
quédate conmigo,
calma mi inquietud.
Concédeme el don
de vivir la vida
sin esperar nada,
de descansar de todo,
de ser completamente libre.

miércoles, 5 de octubre de 2016

Hace tanto calor


Hace tanto calor
que el día está desnudo
como si todavía fuesen vacaciones de verano.
No sé cuánto va a durar este calor
pero seguro que después
lo echamos en falta.
Ya llegará el otoño,
no te preocupes.
Ahora tenemos el mejor tiempo
para pasear por la ciudad
salir a las terrazas
y sobrevivir a un golpe de calor.
Mirad que hermosamente
me deshago bajo el sol.

martes, 4 de octubre de 2016

Estoy buscando a mis hermanos y hermanas


Estoy buscando a mis hermanos y hermanas.
Tengo ganas de que nos cojamos todos de la mano
y formemos un círculo de confianza
donde podamos abrir nuestros corazones
y hablar de las cosas que nos hacen felices
y las cosas que nos hacen infelices.

Estoy buscando a mis hermanos y hermanas.
No sé quiénes son.
Sólo sé que son soñadores
y que buscan respuestas dentro de ellos mismos.
Me imagino que son gente grande
que pueden reinventar el mundo,
unirse para transformarlo,
gente libre de odio
que habla un idioma amoroso.

Hermanos y hermanas,
puedo sentiros cerca.
Estoy aquí. Soy yo.
Necesito ser abrazado por vosotros
y ver de lo que somos capaces.

lunes, 3 de octubre de 2016

He conocido la impaciencia


He conocido la impaciencia.
La he visto venir volando
deslizándose a toda velocidad
por el cielo sin nubes.
Me he tenido que apartar
para que no me atropelle.
Pensé que reduciría la velocidad
en el último momento.
Pero no,
ha pasado como una ráfaga de ametralladora
y ni se ha detenido.
Casi me lleva por delante.

Yo me he puesto nervioso
y he estallado en un arrebato de ira.
Me he puesto como un animal salvaje
sin que yo mismo sepa
cómo ha ocurrido semejante transformación.
No me lo explico.
No sabía que la impaciencia
podía ser algo tan perturbador.
Menos mal que ha durado poco.

La impaciencia ha desaparecido
y yo ahora tengo que disculparme
por su culpa.
Espero que se pierda
en el maldito infierno
y que no vuelva.

domingo, 2 de octubre de 2016

Felicidad


Voy andando por la vida
sin esperar nada
y vuelvo a encontrarme con la felicidad.
La miro con inquietud
porque yo ya no soy el mismo.
Ella viene con la misma intensidad,
me coge de la mano
y quiere obligarme a reír
y a bailar.
Es bastante tentadora
pero no me dejo seducir.
Me resisto a que la felicidad
haga de nuevo conmigo
lo que le dé la gana.
A estas alturas
yo necesito un poco más de sensatez,
un poco más de calma.
Prefiero vivir
sin tanta exaltación.
No necesito celebrar fiestas a diario
ni necesito que la vida
me traiga siempre lo que quiero.

Pero la felicidad
no quiere dejarme en paz.
Me mira fijamente a los ojos
y se ríe
porque sabe bien
que no puedo librarme de ella:
a simple vista se ve
que soy un hombre feliz.

sábado, 1 de octubre de 2016

Quiero que sepas


Quiero que sepas
que vamos a hacer juntos
la primera parte del camino,
que yo te daré la mano
y que iremos a tu ritmo.

Quiero que sepas
que yo te acompaño
que cuentas con mi apoyo
que puedes tomar de mí
lo que necesites para tu subsistencia,
pero que solo tú
puedes decidir
a dónde vas a ir a parar.

Quiero que sepas
que no soy perfecto,
no lo somos ninguno
y no vale la pena compararse conmigo
ni con nadie.
Tienes derecho a ser diferente,
a pensar diferente,
a sentir diferente.
En tu interior
corre un río de agua fresca
que te empujará
a hacer algo nuevo.
Ve siempre adelante
hacia tus propios sueños
y paga la tasa de la libertad.

Quiero que sepas
que el tiempo pasa deprisa,
que la vida apremia.
Ahora no lo puedes entender
pero todos tenemos el mismo destino.
Aunque yo haya pasado a otra dimensión
quiero que sepas
que estaré muy cerca
acompañándote siempre por la vida
con todo mi amor.

viernes, 30 de septiembre de 2016

Los poetas escriben


Los poetas escriben
un cierto número de poemas
a lo largo de su vida.
Algunos nacen con miles
y se vuelcan en un vértigo creador
día y noche.
Otros, a duras penas escriben un puñado.
Llegado el momento
aparece su primer poema.
No es fácil.
Incluso puede ser doloroso.
Puede que aparezca
una incomprensible y desconocida melancolía.
Es una época de nuevas sensaciones.
Todo se vuelve más complicado.

En general, hay ciertos hitos
que señalan los cambios
que la creación va a producir.
Pronto el poeta sentirá la poesía
por todo su cuerpo,
especialmente en sus días fértiles
cuando la poesía
está lista para ser engendrada.
Durante el proceso creador
es posible que su temperatura corporal aumente,
incluso puede que el poeta
se levante del suelo peligrosamente
observando el mundo que le rodea
como si estuviera en un sueño.

De esta manera continuará creciendo
y ensanchando su obra
con la que cabe esperar
que no se sienta del todo a gusto,
sobre todo si se compara con otros poetas.
Lo normal, sin embargo,
es que este malestar
un día desaparezca
y finalmente el poeta disfrute
el resto de su vida
del emocionante camino de la creación.

domingo, 25 de septiembre de 2016

Todos somos extraños


Yo pensaba que era raro,
diferente,
pero todos somos extraños.
Yo me siento extraño
cuando tengo ganas
de hacer lo que me de la gana
y no puedo.
Tengo que aguantar la reunión
sin marcharme.
Mi cuerpo está en la silla
pero mi pensamiento
está flotando ingrávido
entre los que me rodean,
cada uno en su sitio,
escuchando en silencio.

Vistos desde arriba
todos parecen tipos normales
que tienen que aguantar allí
pegados a su asiento,
mientras la reunión se alarga
y su vida se acorta.
Intento captar lo que les pasa
por la cabeza,
lo que sienten en su interior
porque algo no encaja,
hay algo que chirría,
como si no fueran seres humanos.

Pero luego, los noto inquietos
y descubro
cómo su pensamiento fluye
asciende desde su cuerpo
revolotea
va y viene una y otra vez
o sigue su vuelo y desaparece.

Al menos, no soy solamente yo.
Todos somos extraños.

sábado, 24 de septiembre de 2016

Agradecimiento


Me acuesto cansado,
agotado.
Ha sido un día bueno en general.
Duermo bien por las noches,
tengo un sueño profundo,
reparador.

Antes de dormir
pienso en mi vida.
Busco algo que no me guste,
algún defecto,
y no lo encuentro.
No hay tristeza,
no hay dolor.

Reconozco
que no todo es perfecto.
Hay antiguos sufrimientos,
hay un cierto número de historias difíciles
que puedo sacar a relucir,
un puñado de recuerdos asesinos
que se han quedado ahí dentro.
¿Pero quién sería yo
sin mis heridas,
sin mis historias de lágrimas?
Lo importante es haber sobrevivido.

Es tarde,
estoy felizmente cansado
y siento agradecimiento por la vida
mientras me estoy quedando dormido.

martes, 20 de septiembre de 2016

La estrella polar


Ahora vamos a apagar la luz.
Es de noche
y se pueden ver las estrellas
que han nacido en el cielo.
Vamos a buscar la estrella polar.
Debe de estar por ahí,
en algún sitio,
brillando entre sus hermanas.

Mírala allí,
saludando desde el cielo.
Mira lo lejos que está
y cómo viene su luz
andando por los caminos del firmamento.
¡Qué suerte tienes!
¡Qué ilusión!
La estrella polar viene a jugar contigo.
No vayas a perderte en la oscuridad.
Cógete fuerte de su mano
que estás a punto de entrar
en el universo de los sueños infantiles.

lunes, 19 de septiembre de 2016

Yo soy el suelo en que se apoya tu sueño


Yo soy el suelo en que se apoya tu sueño,
tú eres la fiesta de mi corazón.

Yo soy las raíces en el pecho de la tierra,
tú eres las nubes por encima de mi cabeza.

Yo soy la casa delante de un mar de trigo,
tú eres el queso tierno de la felicidad.

Eso es lo que yo soy para tí
y lo que tú, en esencia, eres para mí.

domingo, 18 de septiembre de 2016

El bebé ama


El bebé ama
las hojas de los árboles,
el movimiento que produce en ellas el viento,
sus temblores y sus sombras.
El bebé contempla atentamente
las hojas de los árboles
sin cansarse
ni intentar alcanzarlas con la mano.
Únicamente le llaman la atención
sus formas y también sus colores
y la belleza que surge
cuando el viento las ondea.
El árbol contra el cielo azul
es imponente para el pequeño bebé.
Tumbado de espaldas
junto a su tronco
sonríe plácidamente
como cuando se siente satisfecho
y bastante feliz.

sábado, 17 de septiembre de 2016

Lentas preposiciones


Sentado en
recordando a
escribo con
lentas preposiciones.
Cada una de ellas
se para durante un tiempo imprevisible,
puede ser un instante
o toda una vida.
Con cada una de ellas
asumes el riesgo
de la catástrofe,
del choque frontal
con otras palabras
que pasan a toda velocidad
en el arriesgado tráfico
de la creación.

Las lentas preposiciones
detienen el ritmo
y el tiempo se demora,
se va haciendo largo,
eterno,
hasta que duele.

Si estás escribiendo un poema
las lentas preposiciones
no ayudan.
Y sin embargo, están por todas partes,
por dentro y por fuera
te encuentras con
estás rodeado de
envuelto en
hasta
para
por…

¡Malditas lentas preposiciones!
Yo no quiero usarlas más.

viernes, 16 de septiembre de 2016

Talento


El bebé tiene talento
para llorar como si le fuera la vida en ello.
Puede permanecer solo
una cierta cantidad de minutos.
Después reclama la presencia de su madre
con un llanto que atraviesa las paredes
y que puede oírse
a una considerable distancia.
Cuando siente los mimos maternos
el llanto del bebé
desaparece con la misma inexorabilidad
con la que aparece.
Es todo un mérito
el cambio de humor instantáneo
de la pesadumbre a la felicidad.
Yo lo he intentado,
pero no tengo el talento del bebé.

jueves, 15 de septiembre de 2016

Genes


Se ve que los genes
han decidido que el bebé
se parezca a su mamá.
Se ve que se han colocado
con mucho cuidado
y el bebé ha adquirido
la viva imagen de su madre.
Yo he tratado de negociar con ellos
para que el bebé
se pareciera también un poco a mí
pero por más que le examino
no me queda más remedio
que reconocer que es clavado a su mamá.
Se ve que los genes
están de su lado.
Seguramente es por eso
que el bebé me parece tan hermoso.

martes, 13 de septiembre de 2016

El poema se rebela


Estoy aquí concentrado
queriendo escribir este poema,
sabiendo muy bien lo que quiero decir
y de pronto, el poema se rebela.
El poema tiene derecho
a defender sus propios intereses,
así que lo mejor será
dejarlo ser él mismo,
sin miedo a que ninguna de sus imágenes
sea mía.
Tampoco voy a avergonzarme
de no saber lo que el poema va a decir.
Estoy dispuesto a tener tolerancia.
Y siempre puedo decir
que el poema no es mío,
que ha crecido solo, como las setas,
o que pasaba por allí casualmente
y ha aparecido de la nada.
Como yo siempre tengo a mano lápiz y papel
le hecho el favor de escribirlo.

Así que no pienso luchar con el poema.
voy a dejar que ande por sí mismo,
con su propia escritura poética.
Lo único que tengo que hacer
es seguirlo discretamente a cierta distancia
para ver hacia dónde se encamina
y cuando termine,
acercarme tranquilamente
a recoger los frutos de la creación.

lunes, 12 de septiembre de 2016

En cada ser humano hay un enigma


En cada ser humano hay un enigma
a medias presentido
que espera hacerse consciente.
Con la experiencia de la niñez
construimos una máscara,
desplegamos una identidad
siguiendo guiones familiares
trasmitidos por constelaciones generacionales.
Acomodándonos a la sociedad
actuamos automáticamente,
a la defensiva ante la moral o el castigo.
Intercambiamos nuestra confusión con los demás
esperando encontrar la felicidad
en la unión amorosa, o lo que es peor,
lanzamos desenfrenadamente nuestro cuerpo al sexo
como organismos biológicos
y esperamos llenar el vacío
olvidándonos de lo esencial:
quiénes somos,
dónde nos buscamos a nosotros mismos,
dónde está la puerta de la consciencia.

domingo, 11 de septiembre de 2016

Cosas sencillas


Es hora de aprender
cosas sencillas
como abrir bien los ojos
y estar atento a todo lo que ocurre,
tocar lo que esté al alcance de la mano
y no darte por vencido
si está fuera del alcance,
reconocer tu cuerpo
incluido tu sexo,
tienes derecho a tocarlo
si te gusta,
emitir sonidos
antes de empezar a hablar,
probar a sostenerte en pie.
Pero todavía no.
Todavía pasará un tiempo
antes de que te atrevas
a dar un paso confiado.

Por ahora, levanta la cabeza,
aplícate a chupar,
practica la sonrisa
y siente el corazón
rebosante de amor.
Ya irás madurando
y verás todo lo que puedes hacer:
jugar, correr, nadar,
besar, compartir,
reír con alegría…
Ahora eres pequeño,
Solo tienes que aprender
cosas sencillas
pero importantes.
Y entre tanto,
disfruta de existir.
La vida es una bendición.

sábado, 10 de septiembre de 2016

El caballo de madera


El caballo de madera
acabó abandonado en la calle.
Pensamos que se había perdido
o que estaba ahí por equivocación,
arrinconado junto al muro,
solo entre los transeúntes,
viejo y melancólico.
Así acababan sus arriesgadas hazañas
de amor incondicional a los niños,
rechazado sin culpa
considerado inutilizable
o pasado de moda.

Ahora, el caballo de madera
descansa en el cuarto del bebé,
listo para ser usado de nuevo.
Su erguido cuerpo
espera el estremecimiento
de las caderas del niño
gritando y galopando
de un lado para el otro
por los caminos de la felicidad.

Yo imagino
que el caballo de madera
fue el regalo que envió
desde el otro mundo
el abuelo del bebé.
A mi padre le gustaban los niños
y yo no creo en la casualidad.

viernes, 9 de septiembre de 2016

Los pájaros en el árbol


Los pájaros en el árbol
siempre están en el mismo lugar
y en la misma posición
pero el bebé no deja de mirarlos
maravillado.
Las ramas del árbol sin tronco
cuelgan en el aire.
Los pájaros callan
en la muda paz del espejo.
Pero el bebé es un mago
y les da permiso
para vivir y florecer.
Los pájaros cantan la canción
del don de la vida
y completamente libres
vuelan en el aire
que mece la copa del árbol.

El bebé sonríe fascinado.
La vida parece un juego
y el bebé está ansioso por vivir.

jueves, 8 de septiembre de 2016

La vida del poema


El poema necesita que alguien le escuche.
Si alguna persona se detiene frente a él,
comienza a hablarle
como si se conocieran de toda la vida.
Hay gente que se muestra comprensiva
y escucha en silencio, sin moverse
y los hay que no entienden nada
y se van alejando disimuladamente
o se marchan sin más
porque quieren que el poema
les deje en paz.
Al poema no le importa.
Solo quiere encontrar a alguien
con quien compartir sus angustias
o sus arrebatos de alegría,
alguien que quiera escuchar
sin darle la espalda.

Así se pasan la vida los poemas,
esperando que alguien se acerque
para empezar de nuevo.

miércoles, 7 de septiembre de 2016

Un humor espléndido


Hoy me ha despertado
un humor espléndido.
Me ha pillado
totalmente desprevenido
bostezando y estirándome
con los ojos abiertos
aún entre sueños
cuando ha comenzado
a hacerme cosquillas por todo el cuerpo
hasta que no he podido aguantar
y me he visto obligado
a desternillarme de risa.

Me he reído como nunca
y ahora me siento contento
con una sonrisa de felicidad
y unas desaforadas ganas
de hacer locuras.
Así que si estás a mi lado
ten cuidado hasta que se me pasen.

martes, 6 de septiembre de 2016

El insólito ahora


El insólito ahora
desaparece sin resistencia.
Cada instante
que se levanta ante nosotros
va a correr la misma suerte,
dejar de existir.
No solo nosotros,
que ahora estamos vivos,
también los hijos de nuestros hijos
algún día desaparecerán.

Y sin embargo yo,
aquí y ahora,
quiero dejar escrito mi recuerdo
pensando más allá del presente
al margen del tiempo
y de la invencible realidad.

lunes, 5 de septiembre de 2016

Carta


Quiero escribirte una carta
que hable de nosotros,
de lo que estamos viviendo juntos,
del amor
que va creciendo entre tú y yo.
Ahora soy yo
el que te acaricia, te abraza,
te protege.
Pero un día,
cuando me de la vuelta,
serás un hombre grande
con tus propios sueños
y todo se habrá transformado.
No creas que será culpa tuya
ni mía.
Así es la vida.

Pero ahora es nuestro tiempo,
tiempo de pasar el día juntos
de no separarnos el uno del otro
tiempo de enseñarte
el asombroso mundo
en torno a nosotros.
Yo estoy aquí a tu lado
viendo pasar
los caballos de la felicidad.
¿Has visto cómo trotan
sin descanso?
No importa lo más mínimo
qué dirección van a tomar.
Yo estoy junto a ti,
escribiéndote esta carta.

En realidad, eso es todo
lo que quería dejarte dicho,
que estamos cogidos de la mano,
felices,
y quería que esto
quedara escrito para siempre.

domingo, 4 de septiembre de 2016

Hacen lo que pueden


Yo no soy obviamente un ratoncito
ni un pajarito, ni una ranita
ni un cachorrito de tigre.
Solo soy pequeño.
De la mañana a la noche
se ponen delante de mí
y adoptan expresiones disparatadas
siempre sonriendo.
Dicen cosas sin sentido
durante bastante tiempo.
He llegado a aguantar hasta una hora
tratando de entender lo que decían.
A veces me levantan en brazos
y me zarandean una y otra vez
como si no hubiera otra cosa que pudieran hacer.

Pero no me quejo.
No importa.
Ellos hacen lo que pueden.
Qué queréis que os diga.

sábado, 3 de septiembre de 2016

Hacerse mayor


El bebé está cansado de ser bebé
quiere mantenerse erguido
andar de aquí para allá
quiere alcanzar las cosas con las manos
o subido en un taburete.
El bebé quiere empezar a hablar
tener un idioma
para intercambiar frases,
ideas, abstracciones.
El bebé quiere relacionarse
con otros niños
jugar en la hierba
o en la arena de los parques.
El bebé tiene ansias
de una vida propia.
Quiere hacerse mayor.

Yo le digo
que hay que ir poquito a poco,
sin precipitarse.
El bebé me mira
como si yo no estuviera
en mi sano juicio.

viernes, 2 de septiembre de 2016

Recuerdo la membrana amniótica


Recuerdo la membrana amniótica
como un saco de tela sin costuras
o como una campana blanda y transparente.
No me sentía encerrado,
me sentía más bien invulnerable
allí dentro.
Sentía que formaba parte
de algo más grande
y más importante que yo,
la gran madre,
dentro de la cual flotaba.
No sabía cómo había llegado
dentro de su cuerpo
pero sentía que su carne iba retrocediendo
para que yo ocupara cuidadosamente
el espacio de en medio de su pelvis.

Se oían ruidos extraños e inquietantes
que venían de fuera.
¡Qué demonios sería todo eso!
Y siempre, sin detenerse,
un sonido palpitante tranquilizador.
Si busco en la memoria
recuerdo olores y sabores
que se intensificaban.
También recuerdo sentir
la yema de los dedos en la boca,
su roce con la lengua y los labios.
Momentáneamente una luz
rasgaba la oscuridad
y veía formas que se disipaban
y colores normalmente ocultos.

Todo esto un día tras otro
mientras iba cogiendo fuerzas,
creciendo,
esperando la hora de salir al mundo
como un chico que espera
salir al patio de la escuela.

jueves, 1 de septiembre de 2016

Sufro mucho de escrúpulos


Sufro mucho de escrúpulos.
Se me agarran a los nervios
a los tendones
me cruzan por el vientre
se me meten en los huesos
en la sangre y ascienden
hasta el corazón.
Si consigo sacudírmelos
un breve tiempo
vuelven a venir de nuevo
y se me clavan en la espalda
en el pecho
o en partes más delicadas.

He probado todos los tranquilizantes
pero es inútil,
se agarran a mi sistema nervioso
y es una tortura.
Imposible liberarse de ellos.

Lo único práctico,
lo único que me calma
llenándome de bienestar
es atender sus exigencias
y confiar en su utilidad
a la larga
como buenos consejeros.

miércoles, 31 de agosto de 2016

Mundo interior


Mi mundo interior
está frente a mí,
a un solo paso.
Me demoro en el umbral
sintiendo las ganas de entrar
y descubrir lo que se esconde
en sus ocultos prados.
Avanzo lentamente
más y más adentro.
Me salen al paso
muchos recuerdos del pasado.
De vez en cuando
cruje bajo mis pies
alguna angustia de la infancia.
Encuentro abundantes ilusiones
y sueños de juventud.
Sigo adelante.
Aparece la madurez
envuelta en represiones
y normas de conducta.
Se me hace difícil respirar.

Finalmente, bien adentro
encuentro el vacío.
Me siento un poco tenso
pero el vacío se alegra de verme.
Es como un inmenso
agujero de mí mismo.
Tomo impulso y salto.
Mis pensamientos huyen.
Me oigo respirar.
Dejo atrás las exigencias,
las expectativas, los miedos.
Siento la necesidad de transformación,
de comenzar de nuevo
y renazco
a una nueva realidad
más tranquila
y menos complicada.

martes, 30 de agosto de 2016

El bebé crece


El bebé crece.
Cada vez está más relleno.
Está adquiriendo el aspecto
de un amorcillo,
esos que están en las esquinas de los cuadros.
Su madre intenta saciar su apetito
pero nunca lo logra.
Sólo quiere comer,
alimentarse de día y de noche.
Con el llanto siempre a punto
se lanza con ansia
al pecho dolorido
mamando casi sin respirar.
Y va creciendo.

Si sigue así
quién sabe qué va a ocurrir,
en qué se podría conventir.